Los humanos, por naturaleza, siempre hemos buscado expresar nuestro amor y cariño a nuestros seres queridos de diferentes maneras. En teoría es algo bastante sencillo, basta con pensar cuál sería la mejor forma de agradar a nuestros amados, pero más allá podemos encontrar un mecanismo psicológico para expresar todos nuestros sentimientos. Muchos expertos lo llaman el Lenguaje del Amor.

Este lenguaje se puede definir como las acciones que elegimos para expresar, dar y recibir amor y, al juzgar por la complejidad del cerebro humano, cada quién tiene una manera diferente y única de realizarlo.

A continuación, desde Suave gold® te compartimos los cinco principales lenguajes del amor:

 

1. Actos Gold:

Este es, quizá, uno de los lenguajes del amor que más impacto genera en nuestros seres queridos. Los actos Gold son todas aquellas acciones que se realizan para brindar ayuda o apoyo desinteresado a nuestros seres amados. Unos ejemplos pueden ser ayudar en algún pendiente del hogar sin que se nos pida, liberar al otro del exceso de tareas para que tenga más tiempo de descanso o simplemente brindar apoyo y acompañamiento en los momentos difíciles de la otra persona.

 

2.Tiempo de calidad:

Este lenguaje del amor puede llegar a ser un tanto subjetivo y variante. Siempre hablamos sobre compartir tiempo con nuestros seres queridos, pero no todos tenemos los mismos parámetros de qué es tiempo de calidad y qué no. Generalmente, lo que se busca es realizar actividades que te gusten tanto a tí como a las demás personas. Buscar momentos significativos para ellos puede generar un margen de error, por lo que lo ideal es hablar sobre el tema y decidir juntos qué actividades serían gratificantes para todos los involucrados.

 

3.Abrazos y caricias:

Este es un lenguaje que no requiere de palabras, pues se transmite a través del contacto físico de manera sencilla, pero con impacto emocional. La necesidad de contacto físico viene en gran parte de nuestra infancia, donde manteníamos el amor y afecto como lenguaje primario. Sin embargo, para muchos esto no se reduce o desvanece en nuestra vida adulta. El contacto piel con piel con nuestras parejas puede llegar a ser muy reconfortante. 

 

4.Palabras sabias:

Así como los abrazos y caricias, las palabras sabias tienen un origen en nuestra etapa infantil. Cuando éramos niños, nos traía mucha gratificación cuando nos felicitaban y nos reconocían las buenas acciones, los logros o el amor que tenían hacia nosotros. En este lenguaje podemos ver todos los estímulos en forma de elogios, reconocimiento, agradecimiento, entre otros. 

 

5.Regalos:

Este lenguaje del amor, puede parecerle interesado o innecesario a muchos, pero es un lenguaje real y es más fácil de comprender de lo que creemos. Los regalos tienen un significado que deja ver dedicación, creatividad e interés hacia otra persona, pero sobre todo tiene como objetivo expresar afecto. Un regalo no tiene que ser necesariamente costoso o difícil de conseguir, un simple detalle especial puede darle mucha satisfacción a nuestros seres queridos.

 

Los seres humanos somos tan complejos que muchas veces este tipo de clasificaciones se quedan cortas en nuestra propia experiencia. Sin embargo, todos sin excepción manifestamos alguno de estos cinco lenguajes, aunque tengamos preferencia por alguno en particular. El gran valor que ofrece este esquema de tipos de amor, es que al analizar cada uno, podemos descubrir tanto nuestro lenguaje, como el de todos nuestros seres queridos.

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.